Asociación
Europea
de Historia del Psicoanálisis

BLOG

2017-02-04
Misterios de un alma: La difusión cinematográfica del psicoanálisis.

En diciembre de 1924, Samuel Goldwyn, de Hollywood, va a Viena a visitar a Freud y pedirle, bajo contrato, su colaboración para una película. Se trataba de una película sobre los grandes amores de la humanidad, por ejemplo, Antonio y Cleopatra. La oferta era de 100.000 dólares por su asesoría. . Nada mejor, entonces, que contar para sus fines con la supervisión del "mayor especialista del mundo en el amor".
Sabemos de los prejuicios que tenía Freud con los americanos. De los americanos no tenía una gran valoración, de ellos había que esperar sólo dólares, y decía que confundían amplitud de criterio con falta de juicio. Incluso, cuando Reik terminó emigrando a Estados Unidos debido al avance nazi, le preguntó: ¿Qué malos vientos lo llevan para allí?
Coherente con todo esto y a pesar de la tentadora oferta, la respuesta de Freud fue: "No tengo intención de ver a Mr. Goldwyn". La prensa americana publica el rechazo con gran alboroto. Parece que Hanns Sachs dijo que el rechazo tuvo más prensa que la publicación de la Interpretación de los sueños.
Seis meses después, junio del ´25, Abraham recibe una propuesta de la productora cinematográfica más importante de Alemania a través del productor alemán Hans Neumann: hacer una película de difusión del psicoanálisis autorizada por Freud y asesorada por sus más cercanos colaboradores (Sachs y Abraham). Abraham estaba entusiasmado porque veía esto muy distinto al show business de Hollywood. Pero Freud no se dejaba convencer, aunque reconocía que no podía impedir a nadie hacer algo así aún sin su acuerdo. Terminó siendo la adaptación cinematográfica de un caso que pudo haber sido de Freud. Originalmente tenía un agregado de Sachs que explicaba en términos sencillos los lineamientos básicos de la terapia psicoanalítica.
En Viena otros dos analistas, Storfer y Bernfeld, proyectaban hacer una película para la Internationale Psychoanalytische Verlag. Pero fracasaron por falta de apoyo de los colegas y por falta de financiación. Freud, en una carta del 14 de agosto de 1925, se opuso más firmemente a este intento que comprometía a su editorial y le prohibió tajantemente a Ferenczi que su nombre quede ligado a alguna película. Decía que ocurrían cosas estúpidas alrededor de los asuntos del cine. La empresa que había seducido a Sachs y Abraham aducía que contaban con el consentimiento de Freud de lo que éste se quejó enérgicamente a Sachs y publicó una desmentida en el Neue Freie Presse.
El 7 de junio de 1925, Karl Abraham le escribe a Freud desde la cama pues volvió de Holanda con un cuadro bronquial con fiebre. Le informa del contacto que estableció con él una productora de cine muy importante para comunicarle que querían hacer una película sobre psicoanálisis y que deseaban la colaboración de los más cercanos a Freud. La carta lo muestra a Abraham en la posición habitual de un buen contemplador de la realidad: “ No necesito casi aclarar que esta clase de cosas no “están en mi línea”, ni tampoco que este plan responde a tendencias profundas de nuestra época ni que se llevará adelante irremisiblemente, con nosotros o con personas no especializadas. En Berlín tenemos demasiados analistas silvestres, –mencionaré sólo a Kronfeld, Schulz y Hattingsberg– que se precipitarán ávidamente sobre la propuesta, si nosotros la desechamos. Y entonces ellos tendrían el provecho material y nuestra Causa sólo el perjuicio. La diferencia entre esta correcta proposición y la conducta del americano Goldwyn salta a la vista.” Le explica el plan de la película con una introducción explicando los conceptos fundamentales y tomando para la represión la metáfora del individuo expulsado de la sala de conferencias que utilizó Freud en la Clark University. La segunda parte consistiría en un historial clínico. Se propuso incluso la publicación de un pequeño volumen explicativo del psicoanálisis antes de la película que, vendido a dos o tres marcos, aportaría algo a las finanzas de la Verlag. “Presumo, querido profesor, que el plan en conjunto no le despertará gran simpatía, pero que reconocerá el peso de las razones prácticas.” y le agrega que deben intervenir para evitar cualquier cosa perjudicial a la Causa.
Freud contesta dos días después empezando con un deseo de que haya abandonado la cama y recuperado la voz. El argumento de que si no lo hacían ellos lo harían otros lo desechó porque Freud se dio cuenta que lo que querían las empresas era la autorización de Freud. Si alguien decide hacer algo silvestre, allá ellos, pero sin su autorización. Sin embargo la principal objeción era que no creía posible que una película muda pueda dar cuenta de un tratamiento hablado y de las abstracciones teóricas.
Abraham le dijo a Freud que con Pabst como director la cosa era distinta, que conocía su obra y que cuando ese director había leído sus Cinco conferencias se había entusiasmado con el "ejemplo del invasor" para ilustrar la represión y la resistencia. Este comentario hecho por Abraham, quizás para que Pabst le caiga bien a Freud, tuvo un efecto contrario: disgustado, le dijo que ese ejemplo dado en Worcester en 1909, que consistía en representar la represión mediante la grosera analogía de la expulsión de un espectador molesto que intenta volver a la sala de conferencias, causaría una impresión ridícula más que didáctica. Pero le aconsejó seguir en contacto con la productora alemana y si llegaran a presentar un guion que les muestra a Abraham y a él que la posibilidad de explicar el psicoanálisis con una película muda existe, posteriormente a una lectura el daría su aprobación, aún prefiriendo que su nombre no tenga nada que ver con el asunto.
En julio de 1925, y en razón de su frágil estado de salud - una afección en la vía respiratoria desencadenada por una espina de pescado clavada en la faringe que se complicó con una bronconeumonía séptica, absceso pulmonar y luego subfrénico con septicemia que terminará con su vida en pocos meses -, Abraham delega paulatinamente en Sachs la supervisión de la película. Ese mismo mes los productores habían anunciado el comienzo del rodaje de "Misterios de un alma" (Geheimnisse einer Seele). En los Estados Unidos la revista Time llegó al extremo de afirmar que Freud mismo planeaba y vigilaba cada metro del filme, cosa que confirmaba los prejuicios de Freud con el periodismo. Ante esta noticia Abraham consideró que lo mejor era no tener nada que ver con “esa gente”. Él muere en diciembre del ´25 y finalmente "Misterios de un alma" se estrena el 24 de marzo de 1926. Con una duración de 1 hora y 15 minutos y los papeles más importantes distribuidos entre Werner Krauss como el neurótico Profesor Mathias y el inmigrante ruso Pawel Pawlow en el del psicoanalista Dr. Orth, la película fue un éxito total desde el comienzo.
"Der Kinematograph", el más antiguo periódico alemán sobre cine, valoró la producción de las escenas del sueño como un punto culminante de la cinematografía alemana. Y con esto estoy totalmente de acuerdo ya que, con lo limitado de mi experiencia como espectador y crítico cinematográfico, me atrevo a decir sin ninguna duda que no hay en la historia del cine del siglo XX un sueño mejor filmado. Ni siquiera el sueño que aparece en la película “Cuéntame tu vida”, con Gregory Peck e Ingrid Bergman, dirigida por Hitchcock, y que fue asesorado o confeccionado por Salvador Dalí tiene la calidad onírica del sueño de la película de Pabst. Además, la actuación del actor Pawel Pawlow, en el papel del psicoanalista fue tan convincente que se echó a rodar un divertido comentario: luego de "Misterios de un alma" Pawlow fue invitado por un grupo americano a una gira de conferencias sobre psicoanálisis. Tanto los diarios como los periódicos especializados compitieron en elogios tanto en la realización técnica, como en el logro del objetivo de explicar qué es el psicoanálisis.
Al adquirir la entrada se daba un folleto explicativo de 31 páginas acerca de qué es el psicoanálisis, escrito por Sachs. En él se explicaban los actos fallidos, los sueños, la neurosis, el tratamiento y contenía también un reconocimiento a Karl Abraham, quién también en este tema estuvo acertado en sus consejos al maestro. Hay que reconocer que ambos discípulos de Freud, dos psicoanalistas bien formados, tenían razón en comprometerse en la filmación, pues en 1923 se hizo otra película, “La película del inconsciente”, asesorada por Kronfeld, un analista silvestre, que había alarmado mucho a Abraham como se advierte en la carta que le envió a Freud el 7 de junio de 1925.

Los invito a ver la película.

HISTORICO BLOG
2017-08-17 Autor: Jerónimo Erviti
Categoría: Sucesos
Un 17 de Agosto

2017-08-17 Autor: José Fernández
Categoría: Poesía
17 de Agosto de 2.017

2017-02-04 Autor: José Treszezamsky
Categoría: Cultura
Misterios de un alma: La difusión cinematográfica del psicoanálisis.

2015-11-12 Autor: Élisabeth Roudinesco
Categoria: Historia
Hay que deconstruir los mitos que rodean el psicoanálisis

2015-05-15 Autor: Vanesa Contrera
Categoria: Actualidad
Psicoanálisis y Actualidad

2015-05-06 Autor: AEHP
Categoria: Relatos
Historiador y Analista

2014-12-01 Autor: Neri Daurella
Categoria: Historia
Identidad individual / Identidad de grupo grande ¿Qué podemos aportar los psicoanalistas en tiempos de turbulencia y confusión?

2014-10-06 Autor: AEHP
Categoria:
Colgados de los ansiolíticos

2014-10-03 Autor: AEHP
Categoria: Noticias
Convertimos problemas cotidianos en trastornos mentales

2014-09-18 Autor: Ramón Andreu Anglada
Categoria: Sucesos
Comentario al artículo de Pere Maians del 31 de Julio 2014 "El discurso del colonizado lingüísticamente" en su Blog sobre

2014-03-31 Autor: AEHP
Categoria: Clínica
Sobre el Desarrollo Resiliente: Perspectiva Psicoanalítica

2014-03-20 Autor: José Fernández Toledo
Categoria: Sucesos
El niño que sólo podía ser el primero

2014-02-09 Autor: Mauricio Santín I.
Categoria: La Clínica Hoy
La Clínica Hoy

2014-02-03 Autor: AEHP
Categoria: Ilustración
J'aurais...

2014-01-01 Autor: AEHP
Categoria: Sucesos
La crisis y sus efectos en la subjetividad

2013-12-13 Autor: AEHP
Categoria: Noticias
Pastillas para el dolor de vida (Enlace externo)

2013-11-07 Autor: Roberto Goldstein
Categoria: Encuentros
ENCUENTRO CON EL DOCTOR ALAIN DE MIJOLLA

2013-10-18 Autor: Mauricio Santín Iriarte
Categoria: Sucesos
Una herida sucia se infecta, se propaga. Una historia no aclarada se repite...

2013-09-18 Autor: Luis Hornstein
Categoria: Psicoanalisis
Ayer se cumplieron 74 años de la muerte de Freud

2012-11-04 Autor: Dra Alicia Killner
Categoria:
Breve historia del método psicoanalítico

2012-07-30 Autor: Luis Hornstein
Categoria: Psicoanalisis
André Green: un psicoanalista comprometido

2012-07-09 Autor: Yako Román Adissi Dykiert
Categoria: Psicoanalisis
PSICOANALISIS

2012-07-06 Autor: Mauricio Santín Iriarte
Categoria: Adiccion
Hablando de adictos y de adicciones

2012-07-02 Autor: AEHP
Categoria: Actividades
Jornada científica AEHP 2012

2012-03-29 Autor: Mauricio Santín I.
Categoria: Mitos
En qué te puede ayudar el Psicoanálisis

2012-03-29 Autor: Mauricio Santín I.
Categoria: Mitos
¿Es el tratamiento Psicoanalítico largo?

2012-03-29 Autor: Mauricio Santín I.
Categoria: Mitos
¿Cuánto cuesta un tratamiento con orientación psicoanalítica?

2012-03-29 Autor: Mauricio Santín I.
Categoria: Mitos
¿Por qué un tratamiento Psicoanalítico es de mayor alcance?